El Papa Francisco recibió a la delegación interreligiosa

El grupo de judíos, musulmanes y cristianos coronó la peregrinación con un encuentro en el Vaticano

En un hecho inédito por su trascendencia  geopolítica y como prólogo de su visita a Medio Oriente en el mes de mayo, el Papa Francisco recibió al grupo interreligioso de 45 argentinos judíos, católicos y musulmanes para mostrarle al mundo que la convivencia armónica y el diálogo pacífico entre los hombres que profesan distintas religiones, son posibles. “Es conmovedor que judíos, católicos y musulmanes hayan viajado por Jerusalem, Ramallah y Amman y hayan llegado hasta acá para que podamos mantener este encuentro por la Paz”, expresó el Papa tras despedir al contingente en el Vaticano.

“El acercamiento que hoy tuvimos aquí con el Papa Francisco  fue un cierre inmejorable para una etapa en la que estrechamos los vínculos, y el comienzo del gran desafío que nos encomendó: “exportar” nuestro modelo de convivencia para que todos vivamos en paz”, declaró Claudio Epelman, organizador del viaje, Director Ejecutivo del Congreso Judío Latinoamericano y responsable del Congreso Judío Mundial para el diálogo con el Vaticano. Omar Abboud, referente del grupo islámico y Director de la Corporación Buenos Aires Sur, opinó que “una vez más, el encuentro con Bergoglio superó las expectativas, con su mensaje esperanzador y la fuerza que nos dio para seguir trabajando juntos”.



El contingente argentino, tuvo la posibilidad de visitar Jerusalem, Ramallah, Tel Aviv, Belen y Amman. Recorrieron el Museo del Holocausto, la Mezquita del Al Aqsa, la Vía Dolorosa, el Santo Sepulcro y el Muro de los Lamentos, los lugares sagrados de las tres religiones. Durante 10 días, además de los encuentros con el Primer Ministro Palestino Rami Hamdallah y el Presidente Israelí Shimón Peres, compartieron, los hoteles, las comidas y los transportes, lo que aseguró un afianzamiento de las relaciones. “Nuestra  convivencia es el mejor ejemplo de que podemos compartir no sólo  objetivos comunes, sino también la vida cotidiana”, expresó Claudio Presman, Defensor del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires.

Entre la numerosa comitiva argentina también se encuentran Adolfo Filarent, Presidente del órgano de intercambio agrario argentino-israelí, el ex canciller Adalberto Rodríguez Giavarini y el empresario sojero Gustavo Grobocopatel.